¿Va a desaparecer el trabajo tal y como lo conocemos ahora?

Hasta ahora trabajar consistía, en la mayoría de los casos, en desplazarte a tu lugar de trabajo , tomarte un café rápido y entrar corriendo a tu puesto en la oficina o taller sabiendo que te esperaban unas 8 horas como mínimo sentado en el mismo lugar con una hora en medio para comer y esperando órdenes de un jefe que suele venir cuando quedan 40 minutos para acabar tu jornada laboral a mandar cualquier cosa imposible y sin sentido y que tú, junto al resto de la plantilla, fingis que es normal y os ponéis a “simular” que trabajáis en ello.
 
¿Tiene sentido hacer “como que” se trabaja? Esto me lo preguntaba yo cada día en un anterior trabajo de los de 8 horas donde nos pasábamos unas 4 o 5 horas trabajando muchísimo sin que el jefe nos ayudara para nada y para que luego, cuando ya todo estaba hecho, este viniera y, mientras nosotros hacíamos “como que” seguíamos trabajando (cuando ya estaba todo terminado) , él lo cambiara todo por no entender nada de lo que habíamos hecho en su ausencia. Superproductivo!
 
Y si, a esto me refiero, a la productividad, a rendir de verdad y no hacer como que rendimos por culpa de un sistema mal organizado y anticuado que insiste en relacionar horas sentado con trabajo bien hecho. ¿De qué sirven horas y horas sin concentración ni descanso cuando tú sabes muy bien que en la mitad de tiempo podrías haberlo terminado si, claro está, supieras que luego puedes hacer cualquier otra cosa aunque no tenga nada que ver con tu trabajo?
 
En países cercanos al nuestro hace ya tiempo que las jornadas laborales son intensivas y se suele salir a las 5 o 6 como mucho de trabajar y cada uno dedica el resto de la jornada a estar con su familia o simplemente a hacer lo que más le apetezca ese día e, incluso, a trabajar para otros.
 
Por eso, me pregunto: ¿no estaremos muy cerca de la desaparición del trabajo tal como lo entendíamos hasta ahora y empezaremos a ver nuevas formas de trabajar mucho más eficientes y productivas?, ¿No es mucho mejor aprovechar lo mejor de cada persona y trabajar en equipo invirtiendo cada uno sólo el tiempo que realmente necesita para hacerlo bien?, no me refiero únicamente a una jornada intensiva como solución si no a colaborar de verdad, a lo que ahora se llama Coworking y que nos permite aprender, enseñar y crecer como personas colaborando e invirtiendo bien el tiempo en un trabajo.
 
Cada vez vemos a más gente de las generaciones nacidas a partir de los 80 que huyen del trabajo de 8 horas y prefieren trabajar de Freelance o para su propio negocio sin un jefe que les diga, en muchas ocasiones mal, lo que hay que hacer y utilizando bien su tiempo. Comparten conocimiento, no tienen miedo a decirle al de al lado lo que saben hacer porque están convencidos de que entre varios, a la larga, se llega más lejos. Saben, en definitiva, que se puede colaborar de igual a igual sin tener que hacer siempre y sin cuestionarlo, lo que se diga desde arriba, que el conocimiento compartido permite una verdadera productividad y un aprovechamiento mejor del tiempo. Porque en definitiva no tiene sentido hacer “como que trabajas”, o trabajas o no trabajas, y punto.
 
¿Estamos preparados los de las generaciones anteriores a trabajar así o seguiremos agarrándonos al sillón pensando que cuantas más horas nos quedemos en nuestro puesto de trabajo más productivos habremos sido? 
Os dejo el manifiesto del Coworking para que podáis ir leyendo un poco de en que consiste el coworking.
 
www.realiza2.com
Sin comentarios

Publicar un comentario